Informe mensual IDEAL (marzo 2015)

    Por Instituto IDEAL
    In
    Mar 11, 2015
    0 Comentarios

    No nos podrán torcer el brazo

    Barack Obama ha reconocido que a pesar de su "fuerte creencia" en resolver los problemas a través de la diplomacia, EE.UU. en ocasiones tiene que "torcer el brazo a países cuando no hacen lo que queremos". El presidente de EE.UU., Barack Obama, ha reconocido que su política exterior tiene una "dosis de realismo", por lo que EE.UU. "en ocasiones tuerce el brazo a los países cuando no hacen lo que queremos […] si no tuviéramos esa dosis de realismo no alcanzaríamos nuestros objetivos".

    "Tenemos el Ejército más fuerte del mundo y en ocasiones tenemos que torcer el brazo a los países si no quieren hacer lo que queremos a través de métodos económicos, diplomáticos y a veces militares", añadió el presidente. Al mismo tiempo, Obama aseguró que "mi política exterior se basa en la fuerte creencia de que no tenemos las soluciones militares para cualquier problema del siglo XXI y tenemos que usar la diplomacia siempre que podamos".

    El mensaje de Obama fue dirijido a que China debe jugar bajo las reglas establecidas por EE.UU., y que el llamado consenso de Washington será globalizado y no tolerará otros modelos alternativos. Asimismo señala que la nación norteamericana está cautelosa ante el rápido crecimiento del gigante asiático y teme que pronto será desafiada. Pero lo que es "muy preocupante en el discurso de Obama es la actitud de confrontación hacia Rusia y China.

    Producto del golpe de Estado en Ucrania, orquestado por la Administración de Obama, Europa se encuentra en una situación extremadamente peligrosa y muchos ven una guerra a la vuelta de la esquina debido a la crisis ucraniana.
    Estados Unidos no puede aceptar que el mundo se dirige hacia la multipolaridad y sigue buscando un mundo unipolar, dominado por Washington a través de la imposición global del capitalismo financiero y respaldado por una OTAN  que se extiende cada vez más agresiva.  Esa amenaza de Obama, denota desesperación e impotencia hacia la situación internacional que lo demuestra también, en las agresiones de la Casa Blanca contra naciones como Argentina, Venezuela y también Brasil, en América Latina.
    El accionar intervencionista de Estados Unidos ya lo hemos vivido a lo largo de nuestra historia y que para llevarlo a cabo, actúan a través de los sectores conservadores y de derecha de nuestros países para desestabilizar a la mayoría de los gobiernos que no acatan las órdenes de Washington, sino todo lo contrario que están llevando adelante políticas basadas en la soberanía e independencia de sus pueblos.

    En estos momentos, cada día están más agresivos también hacia América Latina, lo estamos viviendo en los sucesos desestabilizantes en Venezuela, Brasil, Argentina, sin contar que también han actuado hacia gobiernos como el de Bolivia y Ecuador, aún intentando la muerte con Evo Morales y Rafael Correa. Pero, los sectores populares no permitiremos el retroceso de todo lo que se avanzó en estos años así también, seguiremos intensificando la integración de la región cada día más. Y decimos: no vamos a torcer el brazo.

     

     

  • Otras notas

    Por Marcelo Ramírez / La realidad actual resulta mucho mas complicada de lo que parece a simple vista y las simplificaciones suelen llevar a conclusiones equivocadas, dejando de lado categorías de análisis superadas por los acontecimientos que no son adecuadas para una correcta evaluación de la situación actual.
    Por CiudadCCS / Uno de los temas prioritarios para la Comisión de Economía de la Asamblea Nacional Constituyente en sus primeras sesiones de trabajo será considerar la propuesta presentada ante el poder originario por el presidente de la República, Nicolás Maduro Moros, de replantear el desarrollo de los motores de la economía, como parte de la transición entre el modelo rentista petrolero que ha imperado en el país en más de un siglo, y un modelo productivo.
    Por Adriana Rossi / Crimen organizado, terrorismo, injerencia de Rusia, China e Irán que socavan valores compartidos por Estados Unidos y el resto del continente, son las amenazas que hay que enfrentar en América Latina de acuerdo a la óptica estadounidense. Por ello el Comando Sur se propone recuperar protagonismo conformando redes militares y de inteligencia con las demás agencias estadounidenses y con los países socios y aliados en una proyección regional y extracontinental que encubre un juego de poder a nivel mundial en el que se verían envueltos los países de América Latina y el Caribe.
    Por Martín Granovsky / La sesión de jefes de Estado y la cumbre social por separado. Por primera vez en 11 años el Gobierno no quiso integrar a las organizaciones sociales en una cumbre del Mercosur. En Mendoza habrá dos encuentros con un solo participante común: Evo Morales.